sábado, 23 de junio de 2007

“I WILL DIE FOR YOU (moriré por ti)”

Viernes 22 de Junio del 2007


Estamos dispuestos a decirle eso al Señor? Porque es eso lo que Dios quiere de nosotros, que dejemos absolutamente todo, hasta nuestras propias vidas por su causa…”Porque para mí el vivir es Cristo y el morir es ganancia”…Esa enseñanza me la dio hoy un niño de tan solo 14 años. Bueno, en realidad me lo enseñó hace dos años ya, pero hoy sus padres me lo recordaron porque él murió. Les habló de BJ, un joven muy temeroso del señor y fiel siervo suyo, el cual luego de su segundo año consecutivo de venir a Perú a hacer trabajo misionero contrajo una fatal enfermedad “Peste bubónica”. Dos años después de su muerte, sus padres están aquí con el mismo grupo con el que él vino (Awe Star Ministries) y han decidido hacer el mismo recorrido que él hizo hace dos años y aún ahora alaban al Señor más que nunca porque son los líderes de aquella organización misionera, con residencia en Oklahoma (Tulsa, USA).

Justo esta tarde mientras teníamos la meditación de grupo, Brent (papá de BJ) habló de cómo saber cual es la voluntad del Señor en nuestras vidas. Pues no hay otra forma de saberla que orando! Nos es necesario pedirle al Señor que nos haga ver su voluntad para que así podamos seguirla, de tal manera que podamos ser una luz en el mundo y la gente pueda ver la diferencia en nosotros por el gran hecho de ser hijos de Dios. Debemos compartir su amor con los demás. Eso es algo que no puede faltar…”Porque estamos en el mundo mas no somos de él”. Porque nosotros tenemos lo que la gente allá afuera está buscando. El inmenso amor de Dios para con todos. No es eso maravilloso! Es el colmo que muchas veces seamos tan ingratos con el Señor y nos portemos mal con él a pesar de todas las bendiciones que nos ha dado sin merecerlas? Necesitamos que un ser muy querido nuestro muera para entrar en razón? Cristo podría actuar de maneras inimaginables en nosotros si tan sólo se lo permitiéramos! Pero estamos tan sumergidos en nuestros propios problemas que dejamos de lado los de los demás. Señor por favor, renuévanos constantemente de tal forma que la gente pueda verte reflejado en nosotros y ayúdanos a ser más como tú! Ten misericordia de nosotros y vuélvenos como blanca lana! Ayúdanos a morir por ti para que no vivamos nosotros, sino tú en nosotros!

Cuando vi el video del funeral y entierro de BJ, no pude contener las lágrimas, pero no sólo de pena sino también de gozo porque sus padres a pesar de todo no renegaron del Señor. Más aún, no dejan de alabarlo y compartir las Buenas Nuevas de Nuestro Señor Jesucristo de la misma manera que su hijo lo hizo alguna vez.

El Señor me bendijo mucho hoy, no sólo por tener un momento de compañerismo con Awe Star y los papás de BJ, sino también porque me di cuenta que es su voluntad que yo esté con ellos apoyando en la traducción. Pues no debería estar ahí, sino metida en un colegio dictando clases de inglés a adolescentes de colegio nacional. Sin embargo, Dios escuchó mis oraciones y por medio de su misericordia ablandó el corazón de mi profesor asesor para ausentarme un mes y poder servirle tal y como él se merece. Con todo mi corazón y con todas mis fuerzas! Permíteme Señor servirte hasta el último de mis días! Que para mí el morir también sea ganancia!




















2 comentarios:

Cesia dijo...

I'll die for U too!!! me encanto esta frase desde q la vi....para mi tb el vivir es Crito y de hecho q a veces quisiera morir ya!! porq ganaria mucho mas...pero asi como Pablo talves..puede ser..quien sabe...sea mas util por ahora conservarme la vida q mandarme a enfriar de una vez (no hay intentos de suicidios de por medio jajajajaja) pero quisiera ya partir cn mi Sr y cn las personas q me esperan alla......sigan a Cristo de corazon y el les dara muxo mas de lo q esperaban!!

Pável dijo...

Casi todos los jòvenes cristianos quieren irse con el Señor cuando están en exámenes... como te conozco, sé que eres una jovencita de fe, y no es ese tu caso, te animamos a seguir adelante, por el camino que ha puesto delante Cristo.

Esperamos verte pronto

googlea0c051ee0262d0f6.html